6 junio, 2018

Alrededor de 60 estudiantes de Kinesiología comienzan su período de prácticas profesionales en hospitales y clínicas de la región, luego de participar en la tradicional ceremonia de Investidura donde los futuros profesionales realizan un compromiso con las buenas prácticas en el proceso de interacción con sus pacientes.

La emotiva actividad estuvo presidida por el director de la carrera, Mg. Aldo Martínez, y participaron además los familiares de los estudiantes de tercer año. “Hoy los estudiantes inician sus prácticas clínicas directas, vale decir, los alumnos comienzan a intervenir con los pacientes, participando de su rehabilitación. Al mismo tiempo, para nosotros es importante que los padres y familiares se hagan parte de este proceso y vean cómo sus hijos poco a poco se van convirtiendo en excelentes profesionales”, dijo el directivo.

Para los estudiantes, en tanto, este es un momento simbólico y muy esperado, puesto que adquieren ante las autoridades universitarias y sus propias familias un compromiso con la responsabilidad y la calidad de las atenciones que brindarán durante las estadías en distintos centros asistenciales de la región.

“Es una etapa importante para nosotros como estudiantes ya que esta ceremonia simboliza la llegada a la mitad de la carrera, donde hemos avanzado en el proceso de convertirnos en profesionales. Vamos a pasar por varios centros de salud de Talca y existe confianza dado que en la universidad hemos estado en constante práctica, lo que nos da algo de conocimiento”, dijo el estudiante Valentín Muñoz.

La carrera de Kinesiología está acreditada por cinco años hasta agosto de 2021.