Ernesto Figueredo, asesor pedagógico de la Vicerrectoría Académica recuerda la implementación de las Comunidades Académicas en 2013. A la fecha comenta que cada vez son menos los estudiantes que reprueban en primer año. “Son un recurso metodológico relevante para integrar los esfuerzos de los pedagogos (…) de activación de todos los mecanismos que tiene la institución para atender a sus estudiantes. Hemos podido observar que esta gestión pedagógica integrada se ha ido acompañando con mejores resultados, que se dan a raíz de la experiencia del proceso docente que se experimenta en la institución”.

Por lo mismo, el Vicerrector Académico de la Universidad Autónoma de Chile, Jaime Torrealba, explicó que “todos los fines de semestre hacemos una jornada de cierre con los directores de carrera y sus equipos técnicos, especialmente con los coordinadores de las comunidades académicas. Ahora hicimos una innovación, una jornada en la que se juntan siete carreras y reflexionan entre ellas con el objeto de que se contribuya al aprendizaje y buenas prácticas entre pares”.

Mónica Urzúa, directora de Docencia de Pregrado de la Casa de Estudios, detalló que en la oportunidad las carreras trabajaron en torno a la evaluación de su implementación, pero con indicadores de desempeño, los que a su vez relacionaron con los resultados de aprendizaje de sus estudiantes.

Finalmente, Rodrigo Inatzu, director de la Carrera de Trabajo Social, señaló que la reunión “tiene que ver con la acción pedagógica. Desarrollar acciones de reflexión, de diálogo, obedece a la mejora continua en relación con los procesos de aprendizaje del estudiante. Esta jornada nos permite mirar nuestra práctica docente y recibir las experiencias de los otros colegas. Claramente eso tiene una incidencia en la acción docente y que no tiene otro objetivo que mejorar o incidir positivamente en los procesos de aprendizaje de los estudiantes”.

Menú
Open chat
X