Ingeniería y alimentación sustentable fue la combinación que entregó expectativas de futuro en el Colegio Betania de la comuna de La Granja, donde luego de dos meses de trabajo, los alumnos del establecimiento lograron construir un huerto ecológico utilizando materiales reciclables.

La innovación fue fruto de un trabajo mancomunado entre el colegio, perteneciente a Fundación Súmate, y la Universidad Autónoma de Chile, sede Santiago.

Para el director del Colegio Betania, Luis Valenzuela, la importancia del proyecto radica en “concebir la educación como algo integral. Algunos de nuestros alumnos llevan años fuera del sistema escolar y se acercan a nosotros con expectativas, entonces con actividades como ésta los motivamos y los integramos a una comunidad más grande, haciendo que incrementen su asistencia a clases”.

Los encargados de coordinar la siembra fueron los estudiantes de la carrera de Nutrición y Dietética de la Universidad Autónoma de Chile. Su directora, Mónica Araya, explicó que uno de los objetivos fue mejorar los aspectos nutricionales a través de los alimentos sustentables. “Muchas cosas que consumimos diariamente pueden ser cultivadas y no se necesita una gran extensión de tierra”.

Por su parte, la coordinación de la estructura estuvo bajo la responsabilidad de los alumnos de Ingeniería en Construcción de la misma casa de estudios, representados por su director de carrera, Italo Sepúlveda. “Se logró un buen trabajo, muy colaborativo entre profesores, alumnos del colegio y de la universidad. El resultado es algo que va a quedar, que deberá ser cuidado, mejorarlo y pasado de generación en generación”.

Menú
Open chat
X