Hoy el país se encuentra en el 6° lugar mundial en obesidad infantil y en el primer puesto en América Latina, tema que más que preocupar, ocupa a la Carrera de Nutrición y Dietética de la Universidad Autónoma de Chile, que realizó un seminario sobre obesidad infantil en Temuco.

“Los niños obesos y con sobrepeso tienden a seguir siendo obesos en etapas adultas y aumentan considerablemente el riesgo de padecer enfermedades crónicas no transmisibles como diabetes, hipertensión, dislipidemia, cáncer y enfermedades cardiovasculares. De hecho en Chile, la primera causa de muerte son las enfermedades cardiovasculares, seguidas por el cáncer, y en la génesis de estas patologías la obesidad es uno de los factores predisponentes que se puede prevenir”, señaló Margaret Caro, directora de la Carrera.

A juicio de los organizadores, jornadas de este tipo son un real aporte, ya que la obesidad infantil es considerada uno de los problemas de salud pública más graves del siglo XXI y que ha ido afectando progresivamente a muchos países de bajos y medianos ingresos.

“Su prevalencia ha ido aumentando de manera alarmante. La OMS estimó que en el 2010 a nivel mundial la obesidad afectaba a cerca de 42 millones de niños de los cuales cerca del 80% vive en países en vías de desarrollo como Chile”, explicó Caro. Así, dijo, no es un tema que debe ser tratado sólo por agentes del área de la salud o expertos en nutrición.

“En la génesis de la obesidad influyen varios factores que favorecen su desarrollo, considerándose ésta hoy en día como una patología de causas multifactoriales. Nuestros niños viven y crecen en ambientes obesogénicos, por lo tanto resolver la obesidad infantil es un tema que debe ser mirado y analizado de distintas áreas, y es lo que quisimos hacer en este seminario”, concluyó la académica.

En este contexto y en el marco de las políticas del Ministerio de Salud, la carrera buscó aportar a la actualización, transferencia y debate sobre la obesidad infantil, abordando temas tales como “Obesidad infantil, cómo estamos y qué estamos haciendo”, “Rebote adiposo y síndrome metabólico”, “Alteraciones neurológicas en el niño obeso”, “Teoría del aprendizaje social para el cambio de comportamiento en alimentación”, y “Desafíos del nutricionista en el bienestar alimentario escolar”.

Uno de los expositores, Paolo Castro Villarroel, presidente del Colegio de Nutricionistas, comentó que “la idea es crear conciencia respecto a la alimentación que tienen las personas, ya que muchos cometen el error de hacer dietas o tener una mala alimentación desde niños. Lo que yo quiero transmitir y enseñar es crear una cultura de buena alimentación. La Universidad Autónoma genera buenas ideas al desarrollar este tipo de conversatorios, ya que ayudan a fortalecer temas que son fundamentales y además, vincularse con el medio, aportando así a la comunidad”, subrayó.

Menú
Open chat
X