En el Aula Magna de la Universidad Autónoma se realizó la ceremonia de titulación a los egresados de los programas de magíster de la casa de estudios superiores. En esta oportunidad, se reconoció la labor que realizaron los estudiantes durante sus dos años de formación en el Magíster de Docencia Universitaria -que presentó el mayor número de egresados-, el Magíster en Docencia y Gestión de Educación Superior, el Magíster en Neurociencia, el Magíster en Gestión de Negocios y el Magíster en Trabajo Social.

La ceremonia, en la que participaron las principales autoridades de la universidad, certificó a 32 alumnos, lo que fue destacado por el Director Académico, Magíster Gonzalo Campos. “Para nosotros constituye un hito bastante importante, ya que estamos avanzando en ser una universidad más compleja. Estamos pasando por este modelo de transición de universidad preferentemente docente a una universidad más desarrollada en el área de investigación y postgrado. Estos programas de magíster nos ayudan mucho en investigación asociada directamente al pregrado que obtienen nuestros estudiantes en la universidad”, afirmó Campos.

Uno de los momentos destacados ocurridos en la titulación fue el reconocimiento a los estudiantes con mejores calificaciones, los que fueron premiados por su trabajo y constancia durante los años de especialización. En dicho punto, uno de los homenajeados fue Valentín Aliaga, quien destacó por su alto rendimiento en el programa de Magíster en Neurociencia, que tiene una duración de cuatro semestres y que está orientado en su mayoría a psicólogos. “Fue un magíster muy bueno que nos permitió desarrollar muchos componentes relacionados al campo de la medicina y de la neurociencia y que abre nuevas áreas de estudio y de investigación”, destacó Aliaga.

El grado académico obtenido por los estudiantes fue el resultado de un difícil camino, que reconoció el director del Programa de Magíster en Gestión de Negocios, docente Emanuel Friedman. “Este es un proceso muy desgastador ya que tienen que tratar con gente que tiene mucho vuelo intelectual. Yo creo que fuera de los conceptos, lo principal es que los obligamos a trabajar en equipo. El que se quería quedar atrás el resto lo hacía avanzar, y creo que todos estos sucesos le dieron una nueva perspectiva a los chicos que ya no ven el mundo con visión de pregrado”, finalizó Friedman.

Menú
Open chat
X