María José Paine está en cuarto medio y a pocos meses de rendir la PSU, ya tiene claro que quiere estudiar Medicina. Desde ya un tiempo viene preparándose y toma cada oportunidad que se le presente para lograr ese objetivo.

En su colegio, el San Andrés de Maipú, se enteró que la Universidad Autónoma de Chile impartía cursos gratuitos y certificados en su Escuela de Invierno. “Como me gusta todo lo que tenga que ver con la salud, me inscribí en el de Reanimación Cardiopulmonar”.

Además de aprender aspectos básicos de primeros auxilios, destaca que “hubo una muy buena disposición de la profesora a compartir sus conocimientos”, combinando la teoría y la práctica.

Fueron más de 25 cursos; todo un abanico de oportunidades de crecimiento personal y profesional. Desde robótica hasta enseñanza a niños con necesidades educativas especiales; desde comunicación efectiva hasta finanzas personales.

“Es fundamental saber cómo manejar el presupuesto, equilibrar los ingresos y gastos y ordenar la carga financiera”, explica el docente magíster Ivo Amadei, especialista en Dirección General de Empresas.

“Lo que le ocurre en Chile también le pasa a las empresas, las familias y las personas como agentes económicos. Sobre todo en un escenario económico como el actual, marcado por una baja en el nivel crediticio, un sobreendeudamiento y cifras de desempleo más altas”.

Por otro lado, Francisco Rojas ya tiene una larga trayectoria profesional y comprende la necesidad de estar al día en los avances tecnológicos que hacen el trabajo cotidiano más eficiente.

Por un interés personal y por la necesidad de elevar su desempeño laboral, participó en el curso de Excel intermedio. “Es muy importante que quienes ya somos mayores, estemos al día en los avances tecnológicos, que hacen más eficiente nuestro desempeño”.

La XI versión de la Escuela de Temporada finalizó este miércoles con más de 800 participantes, que cumpliendo los requisitos de asistencia recibirán un certificado oficial de la Universidad Autónoma de Chile.

Menú
Open chat
X