David González Quintanilla tiene 24 años, está cursando quinto de Odontología en la Universidad Autónoma de Chile y hace pocos días recibió una noticia que lo sorprendió: fue nombrado oficialmente Director para las Américas por la International Associattion of Dental Students (IADS) por el periodo 2019-2020.

Ese no es el único desafío que enfrenta el alumno, ya que este año también fue designado como Director científico de la Asociación Nacional Científica de estudiantes de Odontología, lo cual significa promover la investigación de odontología en el pregrado. Según cuenta David, una de sus funciones consiste en vincular a profesores con estudiantes, alumnos con alumnos para hacer proyectos de investigación, así como también dictar las actas para la evaluación de trabajos y su constante participación en variados congresos.

Los primeros  pasos de David  en el área de investigación fueron en su segundo año de carrera cuando comenzó a trabajar en el Instituto de Ciencias Biomédicas de la UA como asistente de investigación. Poco a poco fue ganando experiencia, pues a la par empezó a trabajar como ayudante de ramos, ganandose así un reconocimiento en esta área. De hecho, en 2017 ganó el primer lugar del concurso Hatton IADR 2017 categoría Ciencia Básica, organizado por el capítulo chileno de la International Association for Dental Research.

Un año después y a raíz del galardón recien mencionado, tuvo la oportunidad de representar a Chile en el mismo concurso realizado en el marco del IADR/PER General Session & Exhibittion en Londres, donde expuso los resultados y alcances de su investigación acerca de la estimulación del cierre de heridas in vitro utilizando ácido graso, la que trabajó en conjunto con los docentes Dra. Marcela Hernández y Dr. Carlos Puebla.

Grandes avances para este joven que hoy tiene por delante un reto de mayor escala, ya que debe vincular a norteamérica, américa central y sudamérica en un sola línea con tal de que se realicen actividades de forma multidimensional. Para esto debe estandarizar los objetivos, de manera que sean aplicables a todos los países y que esté vinculado con la asociación.
«Estoy feliz, es una tarea super compleja, pero al mismo tiempo es un gran desafío que emprendo en conjunto con mi objetivo que es ser algún día especialista en cirugía maxilofacial y al mismo tiempo ayudar a la gente a partir de esto, me llena», dice González.

Son mayores compromisos que el joven recibe con orgullo y al mismo tiempo con apoyo de la universidad, en específico de la dirección de carrera. David expresa que «tengo mucho que agradecerle a la dirección de carrera de la universidad por todo el apoyo que me han dado. Me han entregado buenas herramientas, me dan facilidades para participar en los congresos y los docentes me han apoyado en las investigaciones»

En paralelo con su labor de directivo en esta asociación, el estudiante está por terminar su carrera y asegura el valor que le ha entregado la investigación a su formación profesional ya que «abre muchas puertas y permite sentar bases y conocimientos para que uno sea mejor clínico y mejor estudiante también, ya que hay que estar constantemente capacitándose lo que marca la diferencia como profesional». Al pensar en sus pares, David recuerda una frase que lo motiva y que  replica cada vez que participa en congresos: «cada uno se constuye su propia universidad» es el lema con el que este estudiante desea motivar a sus compañeros. «Si quieren hacer algo, haganlo ustedes y por ustedes, eso los va a diferenciar del resto», finaliza.

 

 

Menú
Open chat
X