7 enero, 2019

La Universidad Autónoma de Chile, a través de la Dirección de Asuntos Estudiantiles (DAE), reconoció la labor efectuada por los estudiantes en las distintas disciplinas deportivas, así como también en el trabajo de voluntariado y en sendas ceremonias entregó distinciones que testimoniaron el esfuerzo, sacrificio, constancia y solidaridad de alumnos de diferentes carreras.

La directora de la DAE, Katherine Valenzuela, explicó que ambas ceremonias responden a la necesidad de estimular la vida sana, el deporte, el talento y las buenas acciones que se plasmaron durante 2018 en diversas actividades, competencias y proyectos.

En la parte deportiva, Valenzuela destacó que 2018 fue un año de consolidación en varias disciplinas deportivas, subrayando que se incrementó el número de deportistas participando en diferentes grupos y selecciones, los que mostraron, además, un fuerte compromiso con la institución. “Se participó en distintas competencias interuniversitarias, en muchas de ellas en forma muy destacada, lo que permitió a los alumnos viajar a través del país representando a nuestra casa de estudios. Han ido cosechando experiencia deportiva, logros y fortaleciendo nuestros planteles deportivos, lo cual nos tiene muy contentos”, dijo la directora de la DAE.

En ese contexto, la estudiante de Educación Física, Javiera Zerené, fue distinguida como la mejor deportista del año, por sus actuaciones en atletismo donde compite en 400 metros con vallas. “Este es mi tercer año representando a la universidad. Salí sexta a nivel nacional y esperando que el próximo año sea mucho mejor y poder venir a casa con medallas, que sería lo mejor. Destaco el apoyo de la DAE, que ha costeado casi todos los gastos de las competencias y eso ha sido importante, de lo contrario no habríamos podido ir a competir a ninguna parte”, resaltó la estudiante.

En el área de voluntariado, Valenzuela manifestó que se reconoció las actividades en Responsabilidad Social Universitaria entregando estímulos a estudiantes de diferentes carreras y también a docentes y centros de alumnos que apoyaron las diversas actividades. “Año a año hemos ido integrando más actividades y más estudiantes que han presentado iniciativas a nuestra dirección y nosotros las hemos recogido y transformado en eventos para toda la comunidad universitaria”, precisó la directora de la DAE.

Uno de los alumnos distinguidos en esta área fue José Zerón de Ingeniería Civil Industrial, quien contó que, junto a otros estudiantes, abordaron principalmente el tema medioambiental, a través del desarrollo de los primeros puntos limpios en la universidad, preocupándose de la distribución y la logística del tratamiento de la basura en la sede, y generando conciencia ambiental y educación sobre reciclaje. “Cada mes fue creciendo más el conocimiento referente a este tema tan importante que no se había abarcado antes. Fue muy grato porque hay mucho apoyo, hay mucha disponibilidad y esta oportunidad que se nos dio fue muy grande”, declaró Zerón.